jump to navigation

Los escrúpulos de un cerdo y la moral de un Gangster 9 diciembre 2009

Posted by rcalber in Derecho, General, Politica.
trackback

Si bien España no puede presumir de ser un dechado de virtudes tanto a nivel político, como económico sin olvidar el aspecto social, aún somos un país serio y civilizado.

A media hora en avión, tenemos lo que podría ser la España medieval, es decir, Marruecos. Con un pseudo-gobierno parlamentario y un rey con cierta aureola, es innegable que hay aspectos en los que a Marruecos le queda un gran recorrido por hacer; por ejemplo, en cuanto a derechos humanos, pero también ahí existe una diferencia capital entre Mohamed VI y su padre, y es que este rey no tiene las manos manchadas, TODAVÍA, de sangre.

Entre España y Marruecos existen intereses de calado geopolítico, económicos y comerciales que deben llevarnos a tener una buena relación con nuestros vecinos, pero los buenos vecinos ni se hacen perrerías ni se chantajean.

Desgraciadamente, el sistema marroquí presenta la deficiencia de quién otorga demasiado poder a una sola mano ¿Que ocurre cuando este poder esta en manos de alguien con los escrúpulos de un cerdo y la moral de un ganster?

Uno de los vicios que este monarca ha heredado de su padre ha sido el de generar conflictos con sus vecinos para desviar la atención de los problemas internos propios, como el paro y la corrupción, razón por la que recientemente pusieron el grito en el cielo con la visita del Rey a Ceuta y Melilla y generaron un conflicto diplomático, con llamada a consultas de su embajador o aquella vez que llamaron a consultas al embajador, en época de Aznar, por el conflicto del islote de perejil, aunque sin duda, lo que más enerva a los españoles, es la actitud de indiferencia y hasta protección silenciosa que el gobierno de Marruecos practica con respecto a la inmigración clandestina que llega a España atravesando el Estrecho de Gibraltar, en pateras cada día más cargadas de mujeres embarazadas y bebés.

Los centros andaluces de acogida de jóvenes marroquíes están abarrotados y los servicios de asistencia social, agotados, mientras el gobierno andaluz hace pública ostentación de su amistad y cooperación con Marruecos.

Aminatu Haidar

Ese es el nombre sobre quién se personifica el último conflicto que se ha generado entre España y Marruecos, por las falta de tacto de este último y que está llevando al Gobierno a un callejón sin salida.

El inicio del conflicto lo marca la negativa de esta ciudadana a rellenar el formulario de ingreso en Marruecos indicando como país de origen la nacionalidad marroquí. Es detenida, se le retira el pasaporte porque alguien determina que ha renunciado a la nacionalidad marroquí y se la mete en un avión con destino España, todo ello, sin un procedimiento que guarde unas mínimas garantías, sin derecho a una defensa eficaz, ni tutela judicial efectiva y perdiendo una nacionalidad que en todo caso se presumiría de origen, con lo que se la vuelve una apátrida.

– Cómo han generado una apátrida podrían haber elegido hacer miles de cosas o ninguna, pero a alguien se le ocurrió que lo mejor era mandarla para España y una vez enviada, el Ministro de Exteriores marroquí llamó a su homologo español, Moratinos, para contarle la situación, es decir, para informarle más que otra cosa.

– Al tratarse de una conocida activista, Moratinos prefirió que pareciera que iba a hacer algo, antes que dejarla en la terminal del aeropuerto o mandarla de vuelta a Marruecos.

– Todo habría salido bien si ésta señora no estuviera dispuesta a dar su vida por denunciar una situación de abuso e injusticia de las autoridades marroquíes y exigir con su propia vida, que se repare tal injusticia.

– Moratinos se ha encontrado con alguien de un carácter capaz de renunciar al pasaporte español, estatuto de refugiada política e incluso un piso por defender una idea que cree justa, así como por la defensa de los derechos del pueblo saharaui.

– Es lógico que estas palabras le parecieran vacías, pero aún quedan personas para los que la entrega en los demás, a diferencia de lo que demuestran los políticos españoles, es algo que aún está vivo y que se les presume sólo con mirarles a los ojos. Parece que Moratinos al final lo está comprendiendo y a sabiendas de que Marruecos no hará nada, se prepara para que el resto de los partidos políticos no usen este asunto como arma política.

– A mi, no me gustan los chantajes ni de uno ni de otro lado, pero viendo lo que ocurrió con De Juana Chaos y el proceso de negociación etarra no me extraña que a alguien, descabelladamente, se le ocurra intentar sacar punta política a este desagradable asunto.

– Por otro lado, a mi mi madre siempre me dijo que “a quien buen árbol se arrima buena sombra le cobija“. No podemos permanecer impasibles ante situaciones como ésta ¿Cómo es posible que Portugal haya condenado ya esta situación y nosotros todavía no? ¿No somos ahora tan amigos de los americanos? ¿Donde está la Onu cuando dice que es un problema de dos países? ¿Dónde está Obama? ¿Cúal es nuestra fuerza diplomática? ¿Dónde esta FRANCIA?

¿Cómo puede ser que MARRUECOS chantajee a España con retirar el apoyo a la inmigración, el tráfico de drogas y al terrorismo y todavía no se haya llamado al embajador a consultas? ¿Dónde está la Unión Europea? ¿Que acuerdos y amistades merecen aquellos que tienen los escrúpulos de un cerdo y la moral de un ganster?

La responsabilidad de toda está situación es Marruecos, ya que inició un conflicto por una reacción desproporcionada a la conducta reprochada o reprochable, pero a mi me da la sensación de que Marruecos tiene una idea de amistad muy particular o que al menos, confunde con el servilismo.

En el caso de esta señora, me gustaría que entendiera, aunque debido a los antecedentes sé que no podría convencerla, de que nuestro Gobierno no puede hacer nada más pero que si se pudiera, con chantajes, no iba a lograr sus objetivos.

Si nos engañan una vez, el problema es de ellos, pero si nos engañan más veces, el problema es nuestro. ¿No merecen una respuesta contundente?

Aprovecho la ocasión para presentaros unos videos que acreditan los esfuerzos que gastan los marroquis en Derechos Humanos y el esfuerzo por una transición hacia la democracia y al Estado de Derecho.

Comentarios»

1. El atraso democrático de Marruecos y nuestra debilidad diplomática - 9 diciembre 2009

[…] El atraso democrático de Marruecos y nuestra debilidad diplomática […]


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: