jump to navigation

El Estado de necesidad 20 mayo 2010

Posted by rcalber in Derecho, General.
trackback

Muchas veces pensamos que la única causa eximente de responsabilidad penal es la legítima defensa o estar bajo la influencia de drogas o alcohol, sin embargo, existen otras causas que nos eximirían de condena penal, una de ellas, obrar en Estado de Necesidad.

El estado de necesidad es aquella situación en la que se daña un bien jurídico protegido, incurriendo en un tipo penal, pero descartando la antijuridicidad de la acción debido precisamente a la presencia de la figura justificante. Partiendo de las consecuencias del estado de necesidad, cabe añadir que su fundamentación gira en torno a la posibilidad que el Derecho otorga al particular de dañar o poner en peligro un bien jurídico determinado con el objetivo de salvar otro bien jurídico de igual o mayor trascendencia jurídica

Por ejemplo, si hay un incendio y rompo la puerta de la casa y entro en una vivienda estaría cometiendo una falta de daños y una entrada a domicilio ilegal, pero el hecho es que esa acción se ha llevado a cabo para salvar la vida de alguna persona que se encontraba en su interior, por tanto, se obraría en un estado de necesidad y no se incurriría en responsabilidad civil o penal.

Pero, como vemos, existen unos condicionantes para que se produzca el Estado de Necesidad:

– PRIMERO: Que se haya producido un peligro inminente de mal propio o ajeno, que no tiene porque estar previsto como delito en el Código Penal, si no que basta con que sea una causa objetiva, eso si, que tampoco esté valorado positivamente en Derecho.

Por ejemplo, estar en la cárcel es malo de forma objetiva para quién vive la experiencia, pero el derecho lo trata como una rehabilitación y justo castigo del reo por lo que, en un intento de fuga, no se puede alegar Estado de Necesidad, porque el derecho lo considera una medida positiva para la sociedad.

– SEGUNDO: Que tal situación de peligro sólo pueda evitarse lesionando un derecho o infrigiendo un deber. Este requisito tampoco viene de forma explicita en el art. 20 de la Constitución pero es una exigencia del Tribunal Supremo.

Por ejemplo, todos pensamos que los únicos que pueden saltarse las normas de tráfico en una situación de emergencia son las ambulancias, pero ante un peligro real y concreto contra la vida de una persona, se puede lesionar el bien juridico de todos (de seguridad vial), porque llevamos a una persona que se nos está desangrando en el coche y sufre un peligro potencial de muerte inmediata.

Existen otras circunstancias en que no hay ningún peligro inminente y en el que puede ser más aconsejable esperar una ambulancia, practicando las medidas de socorro oportunas. Si desobedecieramos las instrucciones del médico del 112 y nos diera por montar un numerito innecesario, incurririamos en responsabilidad por las infracciones que cometieramos.

– TERCERO: Que el mal causado no sea mayor que el que se trata de evitar.

Por ejemplo, no podemos robar un coche porque llegamos tarde a ver los toros. Puede ser un mal para uno, pero sería mayor el daño a la persona que le hemos robado el coche.

– CUARTO: Que la situación de necesidad no haya sido provocada deliberadamente por el sujeto.

Por ejemplo, se podría decir que una persona ha ido a robar porque no tiene trabajo pero en este caso, nos van a decir que es una situación provocada por el sujeto ya que si no tiene trabajo lo que tiene que hacer es buscarlo y preocuparse por su situación académica y laboral.

– QUINTO: Que el necesitado no tenga, por razón de oficio o cargo, necesidad de sacrificarse.

Ejemplos de personas sometidas al deber de sacrificio serían los integrantes de los cuerpos policiales, bomberos, militares, las tripulaciones de buques y aeronaves, el personal sanitario en caso de epidemia, etc. sin que tampoco se les pueda exigir un comportamiento heroico o virtuoso.

Por ejemplo, no podemos pedir a un bombero que entre en un edificio en llamas si es imposible que salga vivo de esa situación, pero si es materialmente posible, no puede alegar estado de necesidad ante este peligro potencial, por ejemplo, porque corre peligro de quemarse y entonces olvida su obligación del deber de socorro. Tambien debe entenderse que un policia no puede desentenderse de su obligación de aseguramiento del delincuente por estado de necesidad, atendiendo al peligro que supone la captura si no es manifiestamente imposible.

About these ads

Comentarios»

1. ozumi - 7 noviembre 2013

muchas gracias aclare muchas de mis dudas


Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: