jump to navigation

¿Racismo o clasismo? 1 septiembre 2010

Posted by rcalber in Curiosidades, Filosofia.
trackback

Black like me (Negro como yo) es un libro de periodismo de investigación de John Howard Griffin publicado originalmente en 1961. El libro describe la experiencia de Griffin, que nació blanco en Mansfield, Texas, y que se sometió a un tratamiento dermatológico para provocar una sobrepigmentación artificial.

De esta forma durante 6 semanas recorrió con buses de Greyhound (ocasionalmente haciendo dedo) a través de los estados con segregación racial Luisiana, Mississippi, Alabama y Georgia, haciéndose pasar por un hombre negro.

Sus textos son una Biblia de actos de discriminación sistematizada contra la población negra que generaron tal escándalo que su libro se convirtió en un best seller y fue amenazado de muerte por el ku klux klan.

Ya ha pasado media década de aquello y parece fuertemente superado. Tenemos idolos negros o sudáfricanos, un Presidente Norteamericano negro, Códigos Civiles que protegen a la población contra la discriminación racial, etc. No obstante siguen apareciendo brotes de racismo pero este se alimenta de la pobreza: “los negros nos quitan el trabajo”, “los gitanos son unos vagos y chorizos”, “los “extranjeros” tienen derecho a todo gratis pero no aportan nada al sistema, etc.

En realidad, yo creo que la etnia a pasado a ser un elemento diferenciador entre la población autoctona y la extranjera, aunque un negro o un chino puedan llevar viviendo aquí varias generaciones. El extranjero, cuando no es de raza aria se convierte en un inmigrante mientras que alguien a quien identifiquemos como de raza aria será considerado como un turista. Asimismo, tenemos grabado a fuego que el turista viene a dejarse el dinero y a generar riqueza mientras que el “moro” o “el sudaca” viene a “usurpar” un puesto de trabajo, a robar o a vivir de la mendicidad y de las ayudas sociales.

Dicen que el racista es agresivo porque se siente amenazado y eso le hace atacar a personas distintas a él. Yo no sé si inconscientemente llegamos a pensar que la pobreza es contagiosa, pero existen ejemplos claros que nos llevan a aceptar a otros con distinta raza o no, en función de su solvencia económica, como si fuese algo pegajoso.

Nadie pide que los inmigrantes del Real Madrid se vayan a su país, sean negros, sudamericanos o de origen balcánico. Al negro pobre se le conoce como negro mientras que con los ricos “de color” afirmamos que tienen “origen africano” o “raices africanas”. El moro pobre es el moro que nunca veremos en un jeque “árabe”, ni al chino del todo a 1 euro le daremos la oportunidad de tener raices asiáticas si la cartera no acompaña. Delante de Rosario Florez no nos agarremos el bolso con las 2 manos como si fuera una gitana “ladrona”, oportunidad que no daremos nunca a los gitanos del super “que vienen a robar”.

Hace tiempo leí algunos estudios en los que se trataba de conocer el nivel de empatía de los habitantes de varias ciudades del mundo. Para ello, un actor disfrazado de mendigo se hacia el muerto en medio de la calle y, para verguenza de “la primera potencia económica del mundo”, EEUU se llevaba la palma con hasta 45 minutos en que 1 persona se interesara por el mismo.

¿Cuánto tiempo tardaríamos en ayudar al Presidente Obama si lo vieramos en esa situación? ¿Cuanto tiempo tardaríamos en ayudar a algún famoso? ¿Que pretendemos ganar en uno u otro caso?

“Tanto tienes tanto vales” dice el saber popular, pero tal y como medimos a los demás somos valorados y, como me repito, si hoy miro para otro lado con vergüenza de negar una limosna al mendigo, quizás por alguna carambola de la vida mañana ocupe yo su banco en el parque y quizás, en estos momentos en que la economía está tan difícil, alguien se niegue a hacer ese mismo pequeño esfuerzo conmigo.

Vivimos en una sociedad en la que se relaciona la felicidad y el éxito con el dinero y ya es hora de que alguien le pegue un par de hostias al mundo y le enseñe modales y ética.

Comentarios»

1. Jose Hilario - 2 septiembre 2010

Muy interesante y certero el “post”


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: